>Metallica. Jam fecal


>ASÍ HABLÓ… Mikel Oteiza:

“Qué malo es el último de Metallica, una sucesión inconexa de riffs ya vistos, sin una estructura, ni puentes, ni estribillos; es como una jam session fecal (pero, claro, Hammet no es Coltrane), con solos horripilantes. El sonido, además, es mediocre. ¡¿Y esto está siendo un éxito!?”

Anuncios